Welcome to CDC Stacks | Directrices provisionales para mujeres embarazadas durante un brote del virus del Zika — Estados Unidos, 2016 - 37930 | Morbidity and Mortality Weekly Report (MMWR)
Stacks Logo
Advanced Search
Select up to three search categories and corresponding keywords using the fields to the right. Refer to the Help section for more detailed instructions.
 
 
Help
Clear All Simple Search
Advanced Search
Directrices provisionales para mujeres embarazadas durante un brote del virus del Zika — Estados Unidos, 2016
  • Published Date:
    January 22, 2016
  • Language:
Filetype[PDF - 334.17 KB]


Details:
  • Corporate Authors:
    Centers for Disease Control and Prevention (U.S.)
  • Series:
    MMWR. Morbidity and mortality weekly report ; v. 62, no. 5. p. 1-4
  • Document Type:
  • Description:
    Spanish version of: Petersen EE, Staples JE, Meaney-Delman, D, et al. Interim Guidelines for Pregnant Women During a Zika Virus Outbreak — United States, 2016. MMWR Morb Mortal Wkly Rep 2016;65(2):30–3.

    Los CDC han desarrollado directrices provisionales para los proveedores de atención médica en los Estados Unidos que tratan a mujeres embarazadas durante un brote del virus del Zika. Estas pautas incluyen recomendaciones para las mujeres embarazadas que consideran la posibilidad de viajar a un área con transmisión del virus del Zika, así como recomendaciones para la detección, la evaluación y el manejo de embarazadas que se encuentran en el viaje de regreso. Encontrará las actualizaciones acerca de las áreas con transmisión del virus del Zika en http://wwwnc.cdc.gov/travel/notices/. Los proveedores de atención médica deben preguntar a las mujeres embarazadas si han viajado recientemente. Las mujeres embarazadas que hayan viajado a un área con transmisión del virus del Zika e informen que experimentan dos o más síntomas que coinciden con los del virus del Zika (aparición repentina de fiebre, erupción maculopapular, artralgia o conjuntivitis) durante el viaje o durante las dos semanas posteriores, o cuyos resultados de las ecografías indiquen microcefalia o calcificaciones intracraneales del feto, deben realizarse pruebas de detección de infección por el virus del Zika con el asesoramiento del departamento de salud local o estatal correspondiente. La prueba no está indicada para las mujeres que no han viajado a un área con transmisión del virus del Zika. En las mujeres embarazadas con pruebas de laboratorio que presentan evidencias de una infección por el virus del Zika, se debe considerar la realización de ecografías seriadas a fin de controlar el crecimiento y la anatomía del feto, y se recomienda derivarlas a un especialista en medicina materno-fetal o en enfermedades infecciosas que tenga experiencia en el manejo del embarazo. No hay un tratamiento antiviral específico para el virus del Zika; se recomienda cuidado paliativo.

    El virus del Zika es un flavivirus que se origina en los mosquitos y que es transmitido, principalmente, por los mosquitos Aedes aegypti (1, 2). Estos vectores también transmiten el dengue y el virus chikunguña y se localizan en gran parte del continente americano, incluidas zonas de los Estados Unidos. Aproximadamente el 80% de las personas infectadas con el virus del Zika no presentan síntomas (2, 3). La enfermedad sintomática, en general, es leve y se caracteriza por la aparición repentina de fiebre, erupción maculopapular, artralgia o conjuntivitis no purulenta. Los síntomas tienden a durar desde varios días hasta una semana. Es poco común observar casos graves que requieran hospitalización, y las fatalidades son poco frecuentes. Se ha reportado el síndrome de Guillain-Barré en pacientes luego de haberse sospechado la presencia de la infección por el virus del Zika (4-6).

    Las mujeres embarazadas pueden contraer el virus del Zika en cualquier trimestre (4, 7, 8). En la actualidad, no se conoce la incidencia de la infección por el virus del Zika en mujeres embarazadas, y es limitada la información existente sobre mujeres embarazadas infectadas con el virus del Zika. No existe evidencia para sugerir que las mujeres embarazadas son más susceptibles a la infección por el virus del Zika o que experimentan una forma más grave de la enfermedad durante el embarazo.

    Se ha documentado la transmisión del virus del Zika de la madre al feto en cualquier etapa del embarazo (4, 7, 8). Si bien se ha detectado ARN del virus del Zika en muestras patológicas de casos de muerte fetal (4), se desconoce si el virus del Zika fue la causa de dichas muertes. Se ha confirmado la presencia de la infección por el virus del Zika en niños con microcefalia (4) y, durante el actual brote en Brasil, se ha registrado un marcado aumento de la cantidad de niños nacidos con microcefalia (9). No obstante, no se sabe cuántos casos de microcefalia se relacionan con la infección por el virus del Zika. Se están llevando a cabo estudios para investigar el vínculo entre la infección por el virus del Zika y la microcefalia, entre otros factores (por ejemplo, infección anterior o simultánea con otros organismos, alimentación y medio ambiente). El espectro completo de los efectos que pueden estar relacionados con la infección por el virus del Zika es desconocido y requiere más investigación.

    mm6502e1_Spanish.pdf



  • Supporting Files:
    No Additional Files